CON AGROECOLOGÍA FORTALECEN CAMPESINADO EN CAUCA Y NARIÑO

Se llevó a cabo la sesión de instalación de la Escuela Regional de Gestión Territorial del Proyecto ECOPAZ, financiado por la Unión Europea y ejecutado por Veterinarios Sin Fronteras a través de cinco organizaciones sociales de Cauca y Nariño.

El proyecto ECOPAZ busca mejorar las capacidades políticas, técnicas y de gestión de 35 organizaciones de 24 municipios de los departamentos de Cauca y Nariño, a través de un proceso de formación integral de líderes y lideresas que contribuye al fortalecimiento organizativo, la renovación de liderazgos y la incidencia política. Además se busca promover la agroecología como una alternativa viable de desarrollo rural en la región, para hacerle frente a los efectos del cambio climático.

Para Robert Elio Delgado, miembro del equipo técnico del proyecto, en el momento actual es indispensable fortalecer un enfoque de vida, como la agroecología. “Este proyecto surge en el contexto del proceso de paz porque consideramos que una forma de construir paz desde el sector campesino, es a través de la agroecología porque es una opción social y política. Al defender y fortalecer la agricultura y la economía campesina e indígena, desde este enfoque de armonía con la naturaleza, estamos contribuyendo a la paz”.

ECOPAZ aborda dos escuelas: Una de Agroecología y Economía Solidaria y otra de Gestión Territorial. El propósito de estos espacios formativos es lograr una incidencia política real para aportar a la construcción de vida digna. Otro de los aspectos importantes es el fortalecimiento del movimiento agroecológico latinoamericano MAELA, para lo cual se desarrollan acciones a nivel regional, nacional y latinoamericano.

Clara Luz Fuelantala, miembro del Resguardo Indígena de Muellamués comenta que ECOPAZ “es una experiencia muy bonita porque nos hemos formado más y hemos conocido otros aspectos para poder seguir trabajando dentro de nuestras comunidades y municipios y seguir contribuyendo a nuestra sociedad, a través de la agroecología”.

Alrededor de 360 participantes recibirán certificación universitaria a nivel de diplomado, en este proceso de formación que también busca aumentar la biodiversidad y la producción familiar y por consiguiente mejorar la alimentación y la generación de ingresos. El proyecto continúa su marcha para aportar a mitigar el cambio climático y avanzar hacia el reconocimiento de los campesinos y campesinas como sujetos de derechos.

Total Page Visits: 27 - Today Page Visits: 2

Deja una respuesta